Ofensiva para justificar el despropósito de las desaladoras

Viernes, 13 de Abril 2012


El error ha sido destinar 1.600 millones de euros a la construcción de desaladoras en vez de a la modernización de regadíos. No es de recibo que lo paguemos precisamente los que hemos visto reducido el presupuesto de modernización para hacer desaladoras, que, en la actualidad, están al 15% de su capacidad. Si se hubieran invertido esos 1.600 millones en modernización de regadíos, el ahorro de agua habría sido importante y el problema tendría otro enfoque menos crítico en España. Además, las grandes empresas constructoras han sido las que han recibido estos fondos destinados a las obras de construcción de desaladoras, que además de la ejecución de las obras suelen tener adjudicada la explotación temporal de dichas plantas de desalación.

Por tanto, nos parece un contrasentido que la Comisión Europea plantee un aumento los precios del agua a los agricultores “para poner fin a la situación de desventaja competitiva de la desalación”. Como está defendiendo Fenacore ante las instancias europeas y los medios de comunicación, el regadío español no tiene capacidad económica para soportar más costes del agua de los actuales, estando la rentabilidad económica de las explotaciones en muchos casos en números negativos, y en otros, con rentabilidades muy limitadas, que se vería muy afectada por la aplicación de cualquier nueva tasa ambiental con la finalidad de cubrir el coste de las desaladoras, que la gran mayoría del regadío español nunca ha demandado por sus excesivos costes energéticos (más del 60% del total) en el proceso de desalación.
Desaladora de Carboneras (Almería)
Desaladora de Carboneras (Almería)



Bufete Daza Abogados EPGSalinas Ingoad - Ingeniería del Riego
NaanDanJain Ibérica Navier Ingeniería Powen Agricola
Power Electronics Regaber Wats
Copyright © , FERAGUA
Asociación de Comunidades de Regantes de Andalucía
Avenida Manuel Siurot, 3. Blq. 3, Bº
41013 Sevilla
Tlf: 954 56 25 20
Fax: 954 22 95 99

Contacto

Aviso legal y política de
protección de datos personales