EL GOBIERNO ANDALUZ SUBE UNA MEDIA DEL 20% LA PRESIÓN IMPOSITIVA DEL REGADÍO


En el regadío jiennense, el incremento oscila entre la subida del 15% del Sistema de Regulación General del Guadalquivir (10 euros/ha), hasta más del 50% del Sistema del Rumblar (20 euros/ha.)

Feragua considera que se trata de una medida ilegal, además de claramente abusiva, pues los regantes no son titulares de los embalses ni tienen concesión administrativa sobre ellos y además ya soportan el IBI rústico

El nuevo impuesto no va a traducirse en ningún servicio adicional y Feragua lo considera una muestra más de los resultados nefatos de la transferencia de competencias de gestión del agua a la Junta de Andalucía.

Feragua va a promover un recurso masivo contra este nuevo impuesto, y estudiará, a demanda de sus asociados, la posibilidad de realizar un “plante” fiscal si no hay una rectificación inmediata por parte de la administración andaluza.



Feragua ha conocido en los últimos Comités de Gestión celebrados en el Distrito Hidrográfica del Guadalquivir que el Gobierno andaluz tiene la intención de repercutir un nuevo impuesto a los regantes andaluces: se trata del IBI de los embalses, el cual ha sido incluido en el presupuesto provisional de los cánones y tarifas de 2011, como nuevo coste de conservación y explotación de los embalses.

Se trata de un aumento de la presión impositiva que no tiene precedentes en España, y que resulta claramente discriminatorio para los regantes andaluces, pues no se aplica en ninguna ora comunidad autónoma. La cantidad global que la administración andaluza pretende recaudar en toda la Comunidad supera los cinco millones de euros.

La subida del canon que pagan los regantes andaluces oscilarán entre los 10 euros/ha. que se repercuten en el Sistema de Regulación General del Guadalquivir, con una subida del 15%, hasta los 42 euros/ha que se repercuten en Cádiz el Sistema Barbate, con un subida de más del 50%. En el regadío de Jaén, el incremento oscila entre la subida del 15% del Sistema de Regulación General del Guadalquivir (10 euros/ha), hasta más del 40% del Sistema del Rumblar (20 euros/ha.)

Feragua considera que se trata de una medida ilegal, además de claramente abusiva, pues los regantes no son titulares de los embalses ni tienen concesión administrativa sobre ellos y además ya soportan el IBI rústico. Además, denuncia que nuevo impuesto no va a traducirse en ningún servicio adicional y sólo muestra, una vez más, los resultados nefatos de la transferencia de competencias de gestión del agua a la Junta de Andalucía.

El temor de Feragua es que ese incremento impositivo sólo sea un anuncio de lo que vendrá luego, una vez empiece a aplicarse la nueva Ley de Aguas de Andalucía. Asimismo, Feragua considera que esta subida prueba claramente que el ahorro de costes anunciado con motivo de la reorganización de la administración hidráulica andaluza es una “patraña” que antes bien conllevará más costes y por consiguiente más impuestos.

Feragua va a promover un recurso masivo contra este nuevo impuesto, y estudiará, a demanda de sus asociados, la posibilidad de realizar un “plante” fiscal si no hay una rectificación inmediata por parte de la administración andaluza.

La asociación más representativa del regadío andaluz espera no obstante que no sea necesario llegar a estos extremos y confía en que el Gobierno andaluz rectifique a tiempo.

Martes, 9 de Noviembre 2010





Av. Manuel Siurot, 3. Blq. 3, Bº. 41013 Sevilla. Tlf: 954 56 25 20. Fax: 954 22 95 99 Contacto | Aviso legal y política de protección de datos personales